En la región, cada vez son más los emprendimientos que apuestan por el rubro. La primera de este conteo es Eclipse de Luna. La marca fue creada en 2015 por su creadora Sonia Fres, en un intento por sacar adelante a sus cinco hijos quienes se encontraban estudiando en la educación superior. Comenzó como una empresa familiar donde cada uno de los integrantes tenía un cargo definido, y sólo dedicado a la fabricación de jabones con aceite de oliva virgen.

A poco más de dos años, la marca se posiciona como una de las más reconocidas. El contacto con la audiencia sólo es realizado a través de la red social Facebook, donde tienen casi 5.500 likes. Sonia aseguró que su clientela es fiel debido a la calidad de sus productos. “Una vez que prueban nuestros productos se hacen fieles a nuestra marca, eso denota que lo que postulamos como cosmética natural satisface sus necesidades y ven un cambio en su piel”.

En Eclipse de Luna, la gama es amplia. Cremas de rostro, champús, acondicionadores, jabones y hasta desodorantes son fabricados con ingredientes naturales. El desfile de hierbas como romero, ortiga, manzanilla, aceite de jojoba, y la suma de frutas como el coco, maqui y murtilla, dan el sello natural a la marca.